sábado, 29 de agosto de 2009

El mayor secreto de belleza

Os voy a contar uno de mis mayores secretos de belleza, aunque hace pocos meses que lo descubrí (nunca he sido muy de cremas, pero eso está empezando a cambiar). Se trata de la crema "Ocho horas" de Elizabeth Arden, un bálsamo ultra-hidratante con multitud de usos. Sirve como bálsamo labial, como crema de manos, de pies, para las cutículas, como calmante de quemaduras o tras la depilación, para reparar la piel con rozaduras, como gloss para los labios o incluso para definir las cejas. Por algo es el producto mejor vendido de Elizabeth Arden.

"Ocho horas" lleva en el mercado desde los años 30 y sigue teniendo el mismo éxito que tuvo en su lanzamiento, sin haber cambiado nada de su fórmula en todo este tiempo. Desde hace unos años incluso han añadido algunos productos, como la crema específica para manos, para el cuerpo y un bálsamo labial con factor de protección 15, que yo llevo siempre en el bolso.

La única pega del producto es que huele a ungüento medicinal y su textura es similar a la grasa de caballo, muy untuosa (Elisabeth Arden la usaba para cuidar las patas de sus equinos). Pero os lo recomiendo porque seguro que os sorprenderá desde la primera vez que lo uséis. 

Yo lo uso sobre todo antes de acostarme, así tiene sus ocho horas para actuar. Me lo pongo en codos, talones, sobre los labios agrietados... y a la mañana siguiente están hidratados y totalmente reparados. Desde que lo uso incluso me han dicho que parece que mis labios tengan más volúmen!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada